El perdón beneficia tu salud

Después de todo, “guardar rencor es como tragarse un veneno diariamente”, complementa la terapeuta alternativa Tatiana Vallejos, pues “toda enfermedad proviene de no haber perdonado algo”.

El perdón como 'una decisión deliberada y consciente de liberar sentimientos de resentimiento o venganza'

Paula Jordán R. 04/12/2019 10:19 AM

Estrés, úlceras, presión alta, problemas de sueño, angustia y depresión son algunas de las consecuencias físicas que sufre una persona que no perdona, asegura el científico Everett Worthington, autor de una veintena de libros sobre el perdón.

“He comprobado que al perdonar y renunciar al resentimiento se puede disolver incluso el cáncer. Esto puede parecer simplista, pero es algo que he visto y he experimentado personalmente”, afirma Louise Hay en su texto Usted pueda sanar su vida.

“El sentimiento de odio, resentimiento y sus derivados son la primera causa de cáncer, ya que producen una modificación desde el interior de la célula, transformándola de forma no natural”, coincide la maestra en Reiki Ilse Franck. 

Después de todo, “guardar rencor es como tragarse un veneno diariamente”, complementa la terapeuta alternativa Tatiana Vallejos, pues “toda enfermedad proviene de no haber perdonado algo”.

¿Qué es el perdón?

Los psicólogos definen el perdón como “una decisión deliberada y consciente de liberar sentimientos de resentimiento o venganza hacia una persona o grupo que te ha causado daño”, según el instituto The Greater Good Science Center, de la Universidad de Berkeley.

El perdón, entonces, dice Worthington, es una cuestión de voluntad, una “decisión”. “La gente no merece el perdón. Es un regalo que se da”. En 1996, su madre fue violada y asesinada. Diez años después, su hermano se suicidó. Worthington tuvo que aprender a perdonar al asesino y también a sí mismo, por no haber sido capaz de ayudar a su hermano, contó a CNN.

“Si tú no te perdonas, ¿cómo puedes perdonar?”, cuestiona Vallejos.

El perdón es de dos tipos, enseña Worthington: el racional, que es decidir perdonar, y el emocional, que implica cambiar las emociones que sentimos por quien nos dañó, ponerse en su lugar y entender sus razones.

Soltar sin esperar justicia

Beth (42) contó a la revista Woman’s Day que estaba pasándola muy mal cuando supo que su marido la engañaba. Hasta se le cortó la leche y no podía alimentar a su bebé. Un día, mientras su hijo mayor trataba de pasar por unas barras en el parque infantil, se oyó a sí misma diciéndole: “¡Debes soltar la barra anterior para poder avanzar!”. Entonces, ¡se iluminó! y fue capaz de dejar el resentimiento. Perdonó a su pareja y padre de sus hijos, aunque acordaron divorciarse.

“No es preciso que haya ‘justicia’ para poder perdonar. El perdón ocurre dentro de la persona... La justicia sucede en sociedad”, aclara Worthington en la revista Semana.

El perdón no es olvido

Así que si te topas con la frase “ni olvido ni perdón”, ya comprenderás que si no perdonas solamente te estás dañando a ti misma (o).
Pero, ¿qué hay del olvido? ¿Es saludable perdonar y seguir recordando la ofensa?

“No se puede olvidar algo sucedido, se perdona el hecho y la circunstancia, pero no lo recuerdas ya con dolor u odio”, esa es la diferencia, afirma Franck.

Ejercicios prácticos

Para ejercitar el perdón emocional, que implica liberarte de los sentimientos dolorosos, Vallejos sugiere ejercicios como la “carta del perdón”, en la que después de poner el nombre de quien te dañó, escribes “... te perdono por ...”. Da rienda suelta a tu ira y a tu dolor. Una vez terminada, quémala con una vela lila (el color de la trasmutación) y entierra las cenizas en una planta o terreno.

También puedes probar la técnica de la silla, que se debe repetir por 10 días. Imagina que quien te lastimó está frente a ti. Dile lo que sientes y termina con “Te perdono y te libero”.

Vale la pena ejercitarte con frecuencia en el perdón, así te mantendrás sana (o) física, emocional y espiritualmente.  Hazlo por ti.


¿Qué es el perdón?

  • El perdón es renunciar a la indignación que te ha causado una ofensa, por más grave que sea, explica Franck.

¿Es un momento?

  • Perdonar no es un momento mágico, sino un proceso de liberación del rencor y resentimiento.

¿Perdonar es olvidar?

  • “No se puede olvidar... se perdona el hecho y la circunstancia, pero no lo recuerdas ya con dolor u odio”, dice Franck.

La falta de perdón daña tu salud

  • Estrés, presión alta, úlceras y cáncer son causados por el rencor constante.

El rencor es tóxico

  • “Es como tragarse cada día una cucharadita de veneno: Se va acumulando y nos daña física y emocionalmente”, dice Vallejos.

¿Puedo elegir perdonar?

  • Para perdonar debes tener la voluntad de hacerlo. se trata de una decisión que puedes mantener.

Visualización

  • Reposa el cuerpo. cierra los ojos. visualiza un río donde depositas un paquete con tu dolor y rencor, mira cómo se aleja.

Ejercicio

  • Con los ojos cerrados, piensa en quien te cueste perdonar  y di: ‘te perdono por…, Gracias, ahora te libero”. repite 10 días.

Con datos de: Ilse Franck (maestra de Reiki Usui- Reiki Bolivia,

Tel.: 77212199), Tatiana Vallejos (Terapeuta Alternativa,

Clínica del Alma Fares, Tel.: 73717282), CNN,

El Espectador y Woman’s Day.

Comentarios Ver

Introduzca el código captcha que aparece en la imagen