jueves 25 feb 2021 | Actualizado a 21:23

Memoria: Damián Ayma Zepita, el Etnógrafo Itinerante

/ 6 de enero de 2021 / 12:01

El Museo de Etnografía y Folklore ha logrado certificar una colección de fotografías como Memoria del Mundo por la Unesco

Quienes aún pueden recordarlo, lo dicen: Damián Ayma Zepita iba por todas partes con su cámara. No le interesaban las incomodidades, solo retratar momentos de la cotidianidad boliviana entre 1935 y 1992, periodo en que fue conocido como el “Fotógrafo Itinerante”.

Varios años después, en 2020, Milton Eyzaguirre Morales, Ladislao René Salazar Cachi y Yenny Espinoza Mendoza serían el equipo responsable de presentar ante la Organización de las Naciones Unidas para la Educación, la Ciencia y la Cultura (Unesco) el aval de varios expertos acerca de la importancia y autenticidad de la colección de 17.000 fotografías que componen la obra de Damián Ayma, hace poco nombrada Memoria del Mundo, Patrimonio Documental de la Humanidad.

En su investigación sobre el Fotógrafo Itinerante, este equipo del Museo Nacional de Etnografía y Folklore (Musef) redescubrió a un hombre que recorrió Bolivia tomando fotografías, siempre consciente de que su labor era retratar esos tiempos y crear documentos que un día serían la memoria de cómo fuimos alguna vez.

Damián Ayma Zepita rara vez estaba quieto. Le decían itinerante pues siempre estaba viajando por el país con 30 kilos de equipo fotográfico encima, en una época en que el transporte y el estado de los caminos no invitaban a ir de pueblo en pueblo de la manera en que Ayma lo hacía. Pero es gracias a esa inquietud y curiosidad que hoy la Memoria del Mundo incluye las costumbres de personas en 41 regiones de siete departamentos de Bolivia.

Por eso es que Eyzaguirre y Salazar alternan en referirse a él a veces como un fotógrafo, otras como un etnógrafo y en ocasiones como un antropólogo. “No desde la perspectiva académica de ponerse a escribir complicados estudios, pero con la fotografía (Ayma) nos trajo del pasado las diferentes realidades”, dice Eyzaguirre.

“Ya no estamos pensando que la historia es universal. Desde nuestra perspectiva, la historia tiene muchas líneas, muchas capas y, lamentablemente, en los espacios locales estas historias pequeñas han sido marginadas por no formar parte de la historia grande”, agrega.

En una exposición del Musef con una muestra de 100 fotografías de las muchas que legó el maestro al museo, ya es posible dejar de marginar algunas de estas historias y personajes.

Fotos: Damián Ayma / Rodwy Cazón

En la lente del antropólogo

Posando para las fotos del Etnógrafo Itinerante vemos a estos personajes y pequeños fragmentos de sus realidades. Ayma no era un fotógrafo solo de estudio y 95% de su trabajo se hizo en campo. Concentraciones políticas, eventos deportivos, agricultores, mercados, minas e incluso accidentes, todo pasaba por su lente.

Principalmente, su obra está compuesta por fotografías de celebraciones. En una época en que las festividades solían alargarse por una semana entera, el Antropólogo Itinerante solía viajar de comunidad en comunidad (de fiesta en fiesta) dedicando sus rollos en la cámara para retratar disfrazados, bailarines, músicos y procesiones, las que llegó a conocer bien.

Por la noche, o cuando fuera que la fiesta arreciaba, se encerraba en un cuarto y cubierto por una frazada, poco a poco, revelaba las fotos para así entregarlas antes de partir hacia su siguiente destino.

Fotógrafo desde, más o menos, sus 15 años, Ayma tenía un estilo particular de composición. Sus fotos, si bien posadas, casi nunca son lineales y hasta emplean técnicas de luz y desenfocado, sencillas de aplicar para cámaras modernas, no tanto así para los modelos con los que trabajó el Fotógrafo Itinerante.

Mucho hace que Ayma sabía crear personajes y secuencias a través de imágenes, lo que forzó al equipo del Musef a preguntarse cómo recuperar esos recuerdos antes de que se pierdan para siempre.

En el espacio de los dos años que duró la investigación sobre Ayma Zepita, los investigadores fueron a cada provincia para encontrarse con gente mayor que se reconocía en los niños y niñas retratados en esas fotos. Sus memorias, refrescadas por las imágenes, no solo dieron fe de quién era Ayma detrás del lente, también rescataron detalles históricos de cada región.

Damián Ayma, Memoria del Mundo

. En las salas del Musef se exhiben 100 de las 17.000 fotografías tomadas por Damián Ayma Zepita

. En las salas del Musef se exhiben 100 de las 17.000 fotografías tomadas por Damián Ayma Zepita

. En las salas del Musef se exhiben 100 de las 17.000 fotografías tomadas por Damián Ayma Zepita

. En las salas del Musef se exhiben 100 de las 17.000 fotografías tomadas por Damián Ayma Zepita

Consciente de que estaba creando memoria documental, Damián Ayma dejó muchos negativos de sus fotos en posesión del Musef.

Consciente de que estaba creando memoria documental, Damián Ayma dejó muchos negativos de sus fotos en posesión del Musef.

Consciente de que estaba creando memoria documental, Damián Ayma dejó muchos negativos de sus fotos en posesión del Musef.

Consciente de que estaba creando memoria documental, Damián Ayma dejó muchos negativos de sus fotos en posesión del Musef

Exposición en el Musef

Exposición en el Musef

Exposición en el Musef

Exposición en el Musef

Detrás de la cámara

Descrito como un hombre de muchos talentos, Damián Ayma no solo dedicó su vida a la fotografía. Fue agricultor, proyectista, ganadero y se dice que hasta creó un tractor de madera.

Todavía vive en la memoria de hijos y sobrinos que aprendieron fotografía con él; tanto para ellos como para los investigdores del Musef, su legado es ser la punta visible de todo un componente social al ser él mismo un hombre de comunidad, muy ligado a mostrar el lado más humano de los sectores sociales a los que él mismo perteneció.

“Pusimos a Ayma porque vimos que tiene un fuerte contenido social y de compromiso que vale la pena visualizar, que incluso se puede volver un material educativo porque estás viendo varias realidades”, asevera Salazar.

Para los investigadores, más allá del triunfo que fue la declaración de las fotos de Ayma como patrimonio documental de la humanidad, el reto continúa.

“Sociólogos, antropólogos, filósofos, cualquier profesión está invitada a explorar el archivo de Ayma”, dice Salazar.

La esperanza es que esta memoria documental ayude a desarrollar estudios y herramientas que permitan a los bolivianos no solamente entender la historia de su país, sino también la de sus regiones y su gente, mismas que esconden personajes fantásticos como fue y todavía es el Fotógrafo/Etnógrafo/Antropólogo Itinerante, Damián Ayma Zepita.

Los investigadores del Musef esperan a todos los colegas de diferentes áreas y disciplinas que deseen realizar estudios utilizando el archivo de Ayma. Fotos: Rodwy Cazón

Candidatos a la Alcaldía paceña expondrán sus propuestas para el sector cultural en foro virtual

El encuentro, organizado por el ente Concipculta, será transmitido en vivo el sábado 27 de febrero a las 18.00 en las redes sociales del organizador.

Algunos de los candidatos a la Alcaldía paceña.

/ 25 de febrero de 2021 / 13:09

La Paz tendrá un encuentro virtual entre candidatos a la Alcaldía donde estos hablarán de sus propuestas para el ámbito artístico y cultural, que fue uno de los más afectados por los conflictos sociales de 2019 y la pandemia de la COVID-19 en 2020, según reveló el músico Carlos Sivila Zárate en contacto con La Razón.

«Hemos visto que hay un vacío en relación a propuestas específicas para el sector cultural. No es que no las haya, sino que no son las que se disputan a la hora de entrevistas o foros donde se priorizan otras temáticas», dijo Sivila, actual representante del Macrodistrito Centro dentro del Consejo Ciudadano Intercultural de Planificación de las Culturas y las Artes (Concipculta), ente que organiza este encuentro.

Bautizado como el primer Foro Político de las Culturas y las Artes de La Paz, el evento contará con los candidatos que respondan a las invitaciones realizadas por Concipculta a cada candidato mediante sus jefes de campaña y redes sociales.

El encuentro se realizará el sábado 27 de febrero, a las 18:00, de manera virtual, cuidando la bioseguridad. La población podrá ver el foro transmitido por la página de Facebook de Concipculta.

Abrir un espacio de diálogo

Al ser el Consejo una una instancia donde están representados más de 54 sectores en el municipio directamente relacionados con las artes y las culturas, sus miembros estarán a cargo de la moderación del evento .

«Queremos abrir un espacio de diálogo para acercarnos a las propuestas de primera mano. Que nos expliquen su visión del arte y las culturas en caso de ser elegidos», dijo Sivila. «Esperamos que esta cercanía nos de claridad a todos los ciudadanos y compañeros del sector para tomar una buena decisión», añadió.

Además de responder preguntas en vivo, los candidatos mostrarán un video resumiendo su programa temático referente al sector artístico-cultural.

Entre algunos de los temas a discutir dentro del foro estarán la Ley Municipal de fomento, salvaguarda, desarrollo y promoción de las culturas y las artes, presupuesto; la democratización del acceso a las culturas y las artes; el plan de reactivación económica, productiva y social de la actividad artístico cultural; entre otros.

Concipculta fue creado al amparo de la Ley Municipal Autonómica Nº 265 y forma parte importante de la estructura del Sistema Municipal de Culturas. Reúne a representes de 30 instituciones culturales de la ciudad, de 9 sectores artísticos y de todos los macrodistritos del municipio.

Comparte y opina:

‘Arranque digital’, un evento virtual para hablar de temas de género desde las artes y la cultura

El evento contará con importantes invitadas feministas como Rita Segato y Virginia Ayllón que darán una visión no tradicional de lucha contra la violencia a la mujer.

Por Adrián Paredes

/ 25 de febrero de 2021 / 09:44

Mónica Novillo, directora ejecutiva de la Coordinadora de la Mujer, estuvo este jueves 25 de febrero en La Razón Radio, programa conducido por Rubén Atahuichi y Marco Ibañez, para hablar del evento Arranque Digital, un encuentro virtual parte del proyecto El Siglo de las Mujeres, organizado tanto por Goethe-Institut La Paz como la Coordinadora de la Mujer.

«Se trata de una iniciativa que va a reunir voces que no son tradicionales para hablar sobre violencia contra las mujeres en la región, particularmente en Bolivia, pero que busca ser un otro espacio para enfrentar la violencia desde otra perspectiva, utilizando las artes y la cultura», dijo Novillo.

Del 1 al 3 de marzo, 28 mujeres de nueve países de Latinoamérica se encontrarán virtualmente —como medida de bioseguridad— para realizar debates, presentaciones y paneles con enfoque de género para frenar la violencia contra las mujeres y visibilizar la labor y logros de las mujeres.

Es un proyecto a nivel Latinoamérica, coordinado por los Goethe-Institut de cada región. Habrá invitadas de Alemania, Argentina, Brasil, Chile, Paraguay, Perú, Uruguay y Venezuela.

La idea es generar un espacio de encuentro que genere otra perspectiva contra la violencia.

Invitadas y artes para estimular las temáticas de género

Entre las invitadas destacan la teórica feminista Rita Segato de Argentina; el colectivo feminista chileno Las Tesis; y, de Bolivia, la directora del Museo Nacional de Etnografía y Folklore (MUSEF), Elvira Espejo, la periodista Nancy Vacaflor y la investigadora y escritora Virginia Ayllón.

«Personas que están vinculadas a la lucha contra la violencia, pero que no son los tradicionales personajes que hablan de ella. En general se ve siempre a las organizaciones de mujeres hablar de estos temas y asistimos a temas culturales pero no tenemos tanta posibilidad de encontrarnos», acotó Novillo.

El evento contará con momentos de coreografía, artes y otras iniciativas innovadoras para estimular la creación con temáticas de género en otros ámbitos.

Todos pueden participar

El Siglo de la Mujeres es un proyecto a largo plazo que tendrá varias acciones y que ya ha tenido algunas otras como un mapeo de las mujeres en las artes bolivianas que comenzó en 2019 y, recientemente, un ciclo de diálogos virtuales llamado Las inquietas que ayudó a visibilizar a mujeres en distintas áreas en el arte y la cultura en Bolivia

«Las mujeres estamos en varios espacios y estamos seguras que no está visibilizado el aporte que ahcemos las mujeres en estos espacios», explicó Novillo.

El evento está abierto a todos y todas. Será difundido desde la página de Facebook del Goethe-Institut La Paz y también la de la Coordinadora de la Mujer.

Quienes quieran participar en las charlas, debates y presentaciones solo deben inscribirse, gratuitamente, en los links habilitados en dichas páginas de Facebook.

Comparte y opina:

La embajada británica busca una ‘Embajadora por una Semana’

La Embajada del Reino Unido en Bolivia convoca a un concurso para promover la participación de las mujeres en la agenda climática mundial.

La ciudad de Glasglow, donde se llevará a cabo la conferencia sobre el cambio climático COP26 en noviembre de 2021.

Por Adrián Paredes

/ 24 de febrero de 2021 / 14:15

Se acerca el Día Internacional de las Mujeres y la Embajada del Reino Unido en Bolivia quiere aprovechar tal ocasión para promover la participación de las mujeres en la agenda climática mundial, en el marco de la COP26 que se celebrará en la ciudad de Glasgow, Escocia en noviembre de 2021, según una convocatoria lanzada por la embajada.

Dicha convocatoria invita a que varias jóvenes bolivianas se postulen a un proceso de selección del cual se seleccionará a una de ellas para que ostente el título de «Embajadora por una Semana».

La joven elegida llevará el cargo del 15 al 19 de marzo, periodo en el cual acompañará al Embajador del Reino Unido en Bolivia, Jeff Glekin, en distintas actividades durante la semana e incluso podrá dirigir algunas reuniones, siempre con el objetivo de colaborar en acciones del equipo de Cambio Climático en la embajada.

La experiencia, además de permitir a la ganadora conocer el trabajo diplomático del Reino Unido en Bolivia, le brindará una mentoría con un destacado ex becario del programa de becas del gobierno británico Chevening.

A la vez, la «Embajadora por una Semana» tendrá la oportunidad de dirigirse al público durante cinco minutos en el marco de los Diálogos Climáticos previos a la Simulación Juvenil de la COP26 que organiza la Embajada Británica en Bolivia junto a varios socios.

¿Qué deben hacer las participantes?

Además de estar entre los 18 y 25 años, hay otros requisitos y procedimientos para poder participar de esta convocatoria. Todos están disponibles en la página web del gobierno británico.

Cada aspirante, ciudadanas boliviana, estudiante o universitaria, deberá realizar un video de máximo 1.30 minutos de duración en el que comparta, en español, una propuesta para fortalecer la participación de las mujeres en la acción climática comunitaria y enviarlo al mail ukinbolivia2@gmail.com.

La embajada evaluará los videos en base a su originalidad (creatividad narrativa) y su contenido (temas de género y cambio climático a nivel comunitario).

De este proceso saldrán tres finalistas que pasarán a una etapa de entrevistas por video-llamada con un panel integrado por el equipo de la Embajada Británica en Bolivia el día 5 de marzo.

La fecha límite para participar es el 3 de marzo y la ganadora se anunciará el 8 de marzo.

Comparte y opina:

Una breve historia de la revista boliviana ‘El Chaski’

La escritora Mariana Ruíz habla de los momentos más importantes de la publicación infantil.

Por Adrián Paredes

/ 24 de febrero de 2021 / 13:24

Todo empezó en el Centro Cultural y Pedagógico de Portales en Cochabamba, en 1983, cuenta la escritora Mariana Ruíz Romero, autora de la investigación Historia de la revista infantil El Chaski, donde analiza la importancia, tanto del formato como de la revista misma, a lo largo de los años.

“Es la primera revista en Bolivia que se abre a dos bandas: la primera es hablar a los niños y la segunda es dejar que ellos se expresen”, dijo Ruíz en contacto con La Razón.

Sus creadores son Elisabeth Hüttermann, Jesús Pérez y Rosalba Guzmán junto a un equipo de escritores e ilustradores que cada mes la preparaban y publicaban.

Los primeros años

La historieta ‘Los rebeldes’ escrita por Rosalba Guzmán y con dibujos de Jesús Pérez fue la primera historieta hecha pensando en los niños bolivianos.

Para Ruiz, la revista debe mucho de su importancia al impulso que le dio el diario Los Tiempos al distribuir gratuitamente el suplemento La Yapa, lleno de historias importantes, cuentos bolivianos y de la literatura universal como El príncipe feliz de Óscar Wilde.

El tiraje de la revista llegó a ser de 9.000 ejemplares y su suplemento llegó a los 28.000 en los ochenta, en plena crisis económica del gobierno de la Unión Democrática y Popular (UDP).

En 1987, bajo el amparo de editorial La Luciérnaga, dirigida por Hüttermann, nace en sus páginas la historieta Los rebeldes, con guión de Rosalba Guzmán y dibujo de Jesús Pérez, una de las instancias de este genero dedicada a representar a los niños del país.

Ese mismo año, gracias a un decreto ministerial, El Chaski es declarado texto oficial escolar.

Un legado conservado digitalmente

Una de las portadas de la revista cuando Manuel Vargas asume el control editorial.

En 1990, la revista ahora propiedad exclusiva de editorial La Luciérnaga, obtiene la Gran Orden Boliviana de la Educación en el Grado de Comendador.

Tras llegar a los 100 números ingresaron más colaboradores importantes como Joaquín Hinojosa, Graciela Neira, Juan Carlos Parra y Manuel Vargas. Este último fue, según la investigadora, el principal impulsor de la revista, quien la llevó más lejos.

“Manuel llegó a conseguir financiamiento para viajar en lo que fuese: canoa, camión, carretón, a distintas partes del país y entrevistar en el idioma original a los niños”, aclara la escritora.

“Manuel Vargas, junto con Rosalba Guzmán, son héroes por seguir, frente a toda dificultad, produciendo contenido para niños”, añade Ruiz, presidenta de la Academia Boliviana de Literatura Infantil y Juvenil.

En 1992 la editorial se muda a La Paz donde opera por tres años.

Su fin llega debido a que la Reforma Educativa lo cambió todo, incluso el financiamiento que permitía un trabajo profesional.

Hoy su legado será conservado digitalmente en el sitio web www.elchaskisiguecorriendo.org.

Comparte y opina:

Del trazo al píxel, la revista Chaski sigue corriendo

Un proyecto independiente reunió todos los números de la revista infantil en un solo sitio web.

Por Adrián Paredes

/ 24 de febrero de 2021 / 13:22

El sitio web El Chaski sigue corriendo se estrenó el pasado jueves 18 de febrero con la misión de traer de manera digital y gratuita los contenidos de la revista infantil que marcó época, publicada por primera vez hace 38 años.

Entre 1983 y 2000 se publicaron 144 ediciones del Chaski, revista creada para educar y darle voz a niños y niñas de manera entretenida. A lo largo de los años, la publicación contó con cuentos, recetas, cómics, manualidades y cartas de sus jóvenes lectores.

En 2014, Cecilia Vlahovic Mendoza, diseñadora gráfica que había crecido leyendo la revista, notó que esta, de alguna forma, estaba desapareciendo de la memoria. Por ello emprendió una iniciativa, el proyecto Del trazo al pixel, El Chaski sigue corriendo, del cual es directora y productora ejecutiva.

En su actual etapa, el proyecto presentó una página web que incluye todos los números del Chaski, además de material audiovisual producido por editorial La Luciérnaga, responsable de la publicación de la revista desde 1986.

La parte más difícil

Mural de la iniciativa en Cochabamba

Si bien esta etapa cuenta con el apoyo financiero de la Fundación Simón I. Patiño y Save The Children, Vlahovic comenzó el proyecto sin financiamientos ni ganancias, enfocada en la tarea que resultó la parte más difícil de todo el proyecto: conseguir todos los números del Chaski para poder digitalizarlos y restaurarlos.

“Uno de los ilustradores, Juan Carlos Parra, entusiasmado con la perspectiva de que El Chaski no se pierda, me pasó varios números de su colección digitalizada, dijo Vlahovic en contacto con La Razón.

El resto tuvo que ir buscándolos en bibliotecas, mercados y colecciones personales.

El siguiente paso fue escanear más de 3400 páginas para editarlas en un programa con el que Vlahovic pudo restaurar los contenidos para que sean legibles.

Sea por el descuido de sus dueños previos o por el paso del tiempo, muchas de las revistas terminaron con manchas, arrugas o garabatos. Al reconstruirlas logró que sus versiones digitales parecieran como nuevas, pero sin quitarle su característica visual de revista de antaño.

“No podía tomarme la atribución de corregir errores de origen, como cuando se corrían las lacas de impresión, un error común en cualquier impresión de esos años”.

La directora del proyecto admira el proceso casi artesanal con que se hacía la revista, además de una diagramación pensada para los niños.

La búsqueda de apoyo

Cecilia Vlahovic, directora de El Chaski Sigue Corriendo

Los resultados del esfuerzo de Cecilia Vlahovic pueden verse en la web www.elchaskisiguecorriendo.org, desde cualquier dispositivo.

“En la pandemia profesoras me buscaban para preguntarme si tenía textos del Chaski. Me mandaban sus planes anuales y la mayoría de lo que necesitaban estaba en la revista,”

Para continuar, el proyecto está en busca de patrocinadores que deseen ayudar a perpetuar los contenidos de una revista que fue importante en la niñez de varios adultos y que todavía son útiles y relevantes en el mundo, pese a haber sido redactados hace más de 30 años.

Comparte y opina: