Gobierno denuncia que hay un plan de desestabilización que se maneja desde Venezuela

Asegura que al menos cuatro países son los afectados y anuncia que solicitará a esas naciones encaminar labores conjuntas para combatir esta amenaza.

El ministro de Gobierno y el director de la FELCC-Santa Cruz en conferencia de prensa.

Baldwin Montero 02/12/2019 04:22 PM
La Paz•

El Gobierno denunció este lunes que existe un plan de desestabilización que es operado por el gobierno del venezolano Nicolás Maduro y que afecta al menos a cinco países, entre ellos Bolivia. Anunció que propondrá el inicio de acciones conjuntas entre las naciones afectadas para combatir esta amenaza.

“Todo esto está siendo manejado con hilos desde Venezuela (...) Hay una corriente de desestabilización desde el señor Maduro, que está buscando desestabilizar a países en América”, afirmó el ministro de Gobierno, Arturo Murillo, en conferencia conjunta con el director de la Fuerza Especial de Lucha Contra el Crimen de Santa Cruz (FELCC),  Óscar Gutierrez.

Ambos presentaron una serie de organigramas para mostrar cómo se encuentra constituido este plan, en el que además identificaron al expresidente Evo Morales, al exvicepresidente Álvaro García Linera y a su hermano, Raúl, como parte de los principales operadores en el lado boliviano, conjuntamente el peruano Martín Serna Ponce, exguerrillero del Movimiento Revolucionario Tupac Amaru (MRTA) y acusado por el secuestro del empresario Samuel Doria Medina en noviembre de 1995.

Los países afectados, según Murillo, son Colombia, Perú, Chile y Bolivia. Anunció que solicitará una reunión con representantes de todos ellos para coordinar investigaciones.

Gutierrez, por su parte, explicó cómo habría operado este plan en Bolivia. Dijo que el 30 de octubre, en los enfrentamientos en los que dos personas murieron en la localidad de Montero, en Santa Cruz, participaron varias personas vinculadas al Movimiento Al Socialismo (MAS) de Morales.

Entre ellos identificó a Juan Elías N., jefe de Juventudes del MAS en Montero, quien realizó viajes a Venezuela donde recibió “instrucción y adoctrinamiento”. Dijo que ello se pudo constatar de información obtenida de su propio teléfono celular.

Contó que también se detuvo a Iván C. V., hijo de un diputado de ese partido y a David P.L., además que se logró establecer la participación en estos eventos de la diputada electa por el MAS Deysi Choque, junto a su hermano y otras personas.

A ello, agregó, se suma la presencia de Facundo Morales Schoenfeld, Alias Calimo, reconocido miembro de las Fuerzas Armadas Revolucionarias de Colombia (FARC), quien cayó herido durante esos enfrentamientos y que,  según Gutierrez,  en sus primeras declaraciones tras recuperar la conciencia admitió que estuvo tres días en combate en Montero.

“También se ha logrado establecer que el peruano Martín Serna Ponce, también con antecedentes de terrorismo por haber sido uno de los secuestradores del señor Doria Medina, está involucrado y tiene una relación estrecha con el señor Facundo Molares, puesto que tenía en su poder el pasaporte y tenía una comunicación con el padre del señor Facundo Molares, todo objetivamente demostrado”, complementó.

Informó que Molares ingresó a país el 10 de julio de este año por Pisiga, en la frontera con Chile, y luego salió del país con destino a Venezuela el 12 de agosto, desde el aeropuerto de Viru Viru, en Santa Cruz.

Dos meses después, agregó el jefe policial, volvió a Santa Cruz en un vuelo de la empresa venezolana Conviasa. Dijo que también llegaron Pedro Nel Carvajalino Amaya (procedente de Colombia) y  Oswaldo Rivero Curvelo (procedente de Venezuela, miembro de los Tupamaro), ambos vinculados al gobierno de Maduro y que “se ufanan de haber participado en revueltas de argentina, Chile, Ecuador y otros países”.

Agregó que llama la atención el hecho de que la pareja de Carvajalino es Ana Rodríguez de la Rosa, hija del general Alexis Rodríguez Cabello, actual comandante en jefe del Ejército de Venezuela, primo hermano de Diosdado Cabello, el segundo hombre al mando de Venezuala.

“Son movimientos planificados, metódicos y sistemáticos que se han ido suscitando y que evidentemente han generado violencia y que evidentemente han generado desestabilización en los países que se ha mencionado”, concluyó el jefe de la FELCC.

Hasta las 18.30 de este lunes el gobierno de Nicolás Maduro no se había pronunciado oficialmente respecto a la denuncia realizada por el gobierno boliviano. Tampoco escribió al respecto en sus cuentas en redes sociales el expresidente Evo Morales. (02/12/2019)

Comentarios Ver

Introduzca el código captcha que aparece en la imagen