Gobierno expresa a EEUU molestia por gestionar cita oposición-embajadores sobre repostulación

El encargado de Negocios de la Embajada de EEUU, Peter Brennan, asistió este viernes a una convocatoria del Gobierno por lo ocurrido en Washington. La explicación de lo que consideran una conspiración no convenció

El ministro de Gobierno, Carlos Romero (c), junto al ministro de Justicia, Héctor Arce, y la vicecanciller María Luisa Ramos.

Carlos Corz 06/10/2017 06:17 PM
La Paz•

La explicación no fue convincente. Esa es la conclusión del Gobierno tras citar y escuchar al encargado de Negocios de Estados Unidos, Peter Brenann, dar las explicaciones del por qué su representante en la OEA invitó a embajadores de diferentes países a una conferencia de dos senadores bolivianos de oposición sobre la repostulación, tema de debate en Bolivia.

Brennan, quien acudió la tarde de este viernes a una convocatoria de la Cancillería, no dio su versión sobre su comparecencia ante autoridades bolivianas. El ministro de Gobierno, Carlos Romero, informó que le hicieron conocer al diplomático la queja y el reclamo por lo que consideraron una injerencia en asuntos internos.

Al diplomático se hizo conocer la “profunda preocupación, rechazo y molestia por una acción de conspiración que ya es de conocimiento público”, que es coincidente, dijo, “con una declaración fuera de lugar” del secretario General de la OEA, Luis Almagro, quien en su cuenta de Twitter se pronunció sobre la repostulación y pidió respetar el voto del referéndum de febrero de 2016, que rechazó habilitar a Evo Morales para terciar en las justas de 2019.

El ministro de Justicia, Héctor Arce, había denunciado ayer que el representante de Estados Unidos en la Organización de Estados Americanos (OEA), en Washington, patrocinó una reunión de dos legisladores de la oposición boliviana con una veintena de embajadores de igual número de países acreditados ante el organismo regional.

Evidentemente los  senadores Óscar Ortiz y Arturo Murillo estuvieron en Washington y denunciaron ante la Comisión Interamericana de Derechos Humanos (CIDH) la estrategia del oficialista Movimiento Al Socialismo (MAS) para habilitar la repostulación indefinida y permitir al presidente Morales terciar nuevamente en justas nacionales.

También entregaron a la representación de la OEA una misiva firmada por expresidentes y líderes de oposición, excepto el alcalde Luis Revilla, en la que denunciaron que Morales está dispuesto a todo” para perpetuarse en el poder y que el recurso legal presentado ante el Tribunal Constitucional Plurinacional para la postulación indefinida “amenaza a la democracia”.

Romero, quien estuvo acompañado por Arce y la vicecanciller María Luisa Ramos, aseguró en una conferencia de prensa en la Cancillería que lo hecho por la representación estadounidense vulnera la Carta de la OEA y la Convención de Viena al constituirse en un acto de injerencia en asuntos internos.

Fue muy escueto al explicar la respuesta de Brennan a los cuestionamientos nacionales. “Una explicación no convincente, ellos han señalado de que esas son prácticas normales pero se ha restringido a comprometerse a transmitir esta preocupación, estas observaciones”, sostuvo quien está como Canciller interino ante el viaje del canciller Fernando Huanacuni a Brasil.

Arce y la presidenta de la Cámara de Diputados, Gabriela Montaño, también estuvieron en Washington y explicaron en la sesión de la OEA los argumentos jurídicos que motivan el recurso planteado para habilitar la repostulación indefinida. Además denunciaron la actitud de Almagro por pronunciarse sobre los asuntos soberanos de Bolivia.

No es la primera vez que Brennan es convocado. En agosto acudió a una convocatoria por sus dichos sobre Venezuela y la posibilidad de que un escenario similar se repita en Bolivia. El impasse no fue resuelto con la explicación verbal y tuvo que dar una “aclaración escrita” de sus declaraciones.

El gobierno de Morales mantiene una relación compleja con Washington tras la expulsión en 2008 del embajador Philip Goldberg. Poco después fueron expulsadas las agencias DEA y Usaid. Ambos Estados trabajaron y firmaron un nuevo Acuerdo Marco de relacionamiento, pero hasta el momento no se logró restablecer las relaciones a nivel de embajadores. (06/10/2017)

Comentarios Ver

Introduzca el código captcha que aparece en la imagen