Veto a opositores tensiona el Chapare; el MAS asegura que es un hecho aislado

"Ha habido destierro, confinamiento, masacre de nuestros hermanos campesinos. ¿Cómo van a olvidar esos acontecimientos de los 26 años de neoliberalismo?", justificó el diputado David Ramos (MAS).

El grupo de personas que retiraron un cartel del FRI en Shinahota.

Rubén Ariñez 16/10/2018 02:01 PM
La Paz•

El veto a los frentes de la oposición que el viernes fue aprobado en Shinahota, en el Chapare de Cochabamba, elevó la tensión en la zona, donde grupos afines al oficialista Movimiento Al Socialismo (MAS) quitaron material de trabajo a simpatizantes del opositor Frente Revolucionario de Izquierda (FRI) que abrieron mesas para la inscripción de militantes.

El MAS, a través de su jefe de bancada en la Cámara de Diputados, David Ramos, aseguró que este es un "hecho aislado" que se da por la historia que existe en la región de lucha contra los partidos neoliberales, aunque aseguró que como partido no respaldan acciones de esta naturaleza que impidan el ejercicio de los derechos democráticos de todos los bolivianos.

Todo surgió cuando la Federación Única de Centrales Unidas - Provincia Tiraque Tropical de Cochabamba emitió un voto resolutivo mediante el cual rechazó "contundentemente la aparición de puntos de registro de cualquier agrupación ciudadana contrarios al proceso de cambio (…) siendo consideradas estas acciones como una provocación directa a nuestras organizaciones” (Sic).

  • El voto resolutivo de los cocaleros de Shinahota.

El documento añade que los afiliados de la federación “repudiamos la actitud de personas que se encuentran participando en los puntos de registro de las agrupaciones ciudadanas de ultraderecha, determinándose el desconocimiento de las mismas y la expulsión de las filas de sus organizaciones”.

Los dirigentes cocaleros tienen identificados a los detractores al gobierno del presidente Evo Morales y han tomado medidas de hecho.

En un video que circuló masivamente en las redes sociales se ve cómo un grupo de militantes oficialistas levanta por la fuerza un punto de registro del FRI, fórmula del expresidente Carlos Mesa, y agrede a una persona que registró el suceso y luego lo publicó en redes sociales.

El hecho fue criticado por varios políticos opositores, pero también por el propio Mesa, quien a través de su cuenta en Twitter pidió garantías al presidente Morales para el libre ejercicio de la política y la democracia.


El gobernador de Santa Cruz y líder del Movimiento Demócrata Social (Demócratas), Rubén Costas,también  anunció que pese a esas advertencias su frente también se trasladará al Trópico de Cochabamba.

“Definitivamente, la semana que viene (por esta que comienza) vamos a ingresar también en el Chapare, pero también estamos en los Yungas, en La Asunta, en Achacachi, estamos en todas partes del país, lo demandan bolivianos y bolivianas que Demócratas esté en todas partes”, dijo.

En La Paz, Ramos insistió en que el MAS, orgánicamente, es respetuoso de las reglas democráticas, aunque consideró que la reacción "aislada" de los pobladores de Sinahota se explica por la historia que vivieron de lucha contra los ghobiernos neoliberales, con los cuales identifican al candidato del FRI.

"Si bien ha surgido un hecho aislado en el Chapare, como ha sido el evitar la inscripción de militantes, sin embargo, de manera orgánica, queremos decir al país que como primera fuerza política, como MAS, siempre vamos a jugar con las reglas de la  democracia, las reglas que nos permite la Constitución y nuestras leyes", afirmó.

Sobre lo que ocurrió en Sinahota, dijo que "son hechos aislados  que van a ocurrir en cualquier momento", ya que ese territorio fue "sometido" y "arremetido" por la DEA durante los gobiernos neoliberales. "Ha habido destierro, confinamiento, masacre de nuestros hermanos campesinos. ¿Cómo van a olvidar esos acontecimientos de los 26 años de neoliberalismo?", preguntó. (15/10/2018)

Comentarios Ver

Introduzca el código captcha que aparece en la imagen